Más, y más y más

Llevo unos días pensando cómo escribir esta entrada para no citar a personas de mi entorno y de fuera de él, más que nada para que no se sientan como un ejemplo de los que quiero debatir con vosotros en esta entrada. A menudo, vemos en los medios de comunicación el drama de miles de jóvenes sobrádamente formados y preparados que no encuentran trabajo, pero nadie habla de aquellos que sí trabajan pero no se encuentran contentos con diversas cuestiones, sobre todo en lo referente a su empleo. No sé si lo podríamos definir como desencanto o desilusión, ya que tampoco es que anden deprimidos o lo suficientemente tristes anímicamente. En cualquier caso, el común denominador de este tipo de gente es que al preguntarles qué quieren te contestan con un quiero más.

Está claro que eso ha sido y lo será siempre una aspiración humana. El que nace archimillonario, aunque tenga todo lo que quiera a su alcance, siempre querrá más. El que está dentro de la clase media también se asqueará de vivir la misma rutina de siempre y acabará por pedir más. Y el que es directamente pobre, pues quizás sea dentro de lo que cabe el que más razón tiene al solicitar más cosas (al menos un lugar donde vivir).

Os preguntaréis a dónde quiero llegar. Pues muy sencillo: puedo decir que casi todo el mundo que trabaja no se encuentra feliz, o al menos eso me llegan a transmitir, y no valoran la importancia de tener un empleo hoy en día con la crisis tan grave que estamos sufriendo (y lo que nos queda…). Recuerdo siempre a un compañero que tuve en Localia hace unos años que me dijo una vez: Diego, se trabaja para vivir, no se vive para trabajar. Coincido plenamente con sus palabras, y en parte porque cuando estaba allí en los estudios no podía conciliar mi vida laboral con la personal, ya que me pasaba el día trabajando (y gratis).

Soy joven, pero sé que a lo largo de la historia de la humanidad siempre ha habido clases sociales. Poca gente tiene la suerte de ganar mucho dinero con el trabajo que realiza. Yo no creo que pueda a mis 25 años dirigir una multinacional o presentarme a las elecciones generales con posibilidades de ganar. Todo tiene su tiempo. Ello no quiere decir que como ciudadano sea crítico y luche por mejorar mi vida personal y la de mis conciudadanos para que nuestra sociedad sea cada vez mejor. Ahí sí que me apunto al más, y más y más, pero no a criticar todo lo que nos rodea y alabar todo lo que se hace fuera. Cada país tiene sus peculiaridades y es verdad que en España nos tiramos muchas horas en el trabajo produciendo poco o menos que en otros lugares, pero en lo que creo que se equivocan muchos es en pensar que cualquier país extranjero es la solución a sus reivindicaciones, sobre todo en lo referente a los salarios.

No seré yo quien niegue lo importante que es vivir en diferentes lugares. Creo que ello ayuda a cultivar a una persona y le permite conocer de primera mano la realidad de un país. Ahora bien, no pienso que haya que fijarse en esterotipos y en generalidades. Más que nada por si algunos que van buscando más al final acaban encontrando menos de lo que tenían en España.

¿Hay que conformarse con lo que tenemos? No, por supuesto. Vayamos a más… pero siempre con la cabeza bien puesta y con la visión de que hay cosas que son así y hay que aceptar, aunque por supuesto siempre con la intención de trabajar por cambiarlas si las consideramos injustas. Y también elegir prioridades, porque hay quien sin piso y sin coche no ve factible su futuro. Esa jerarquización debería comenzar por lo básico para seguir por lo más prescindible… pero también es verdad que en occidente hemos llegado a tal punto que hay muchas cosas que las vemos imprescindibles y eso nos hace creer que sin algunos utensilios que no tienen la suerte de disponer la mayoría de los habitantes de esta tierra nosotros no podemos ser felices.

Siempre será igual: Yo quiero más, y más y más.

Anuncios

2 responses to this post.

  1. Hola Diego! Coincido en parte con tu reflexión pero no creo que por el hecho de que hoy en día sea una suerte tener trabajo signifique que tengamos que rebajarnos a aceptar cualquier cosa y que, si la aceptamos, no tengamos derecho al pataleo y a querer y buscar algo mejor. Y no te hablo de ser presidente del Gobierno, sino simplemente de dejar de ser mileurista o, incluso en algunos casos, de llegar a serlo. Además, a veces no se trata de querer algo mejor, sino algo diferente.
    Besotes y que pases unas vacaciones geniales 😉

    Responder

    • ¡Hola Esther!

      Sé que la entrada me ha quedado un poco coja al no poner ejemplos concretos de lo que me refiero, pero por no intentar nombrar a las personas ni tampoco usar su caso al pie de la letra, sé que mi idea de lo que he querido decir realmente está algo difusa.

      No digo ni mucho menos que los que trabajamos debamos sentirnos muy felices y aceptar lo que nos han ofrecido en el contrato que hemos firmado. Es lícito y lógico que a medida que van pasando los años vayamos mejorando nuestras condiciones laborales, sobre todo en dos aspectos: horario y sueldo.

      Lo que pongo en cuestión es que mucha gente que me dice que no está contenta con lo que gana tiene su razón de ser en que hemos alcanzado tal nivel de bienestar (aún estando jodidos) que queremos continuar por esa senda. Y lo que más me repite la gente es que con lo que gana no puede comprarse una vivienda o un coche… pues efectivamente, es casi inalcanzable para la mayoría llegar a tener las dos cosas en propiedad siendo muy joven, pero creo que habría que priorizar y valorar otras cosas más importantes antes.

      Es difícil explicarme sin ejemplos concretos, lo sé… Tengo la sensación de que no se me entiende lo que quiero decir exactamente, pero si eso un día que nos veamos ya te lo cuento mejor 🙂

      Cuídate, un beso y gracias por escribirme.

      Responder

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: