Ante la Jornada Mundial de la Juventud

La semana que viene, en concreto del 16 al 21, se celebra en Madrid la Jornada Mundial de la Juventud. Este acto monopolizará en nuestro país el contenido informativo. Lo que hoy quería debatir con vosotros es la conveniencia (o no) del evento.

Yo soy aconfesional y ateo. Defiendo el Estado laico, es decir, la separación del Estado de todas las religiones (sin ninguna excepción). Por supuesto, defiendo que mi país permita a cada individuo (a nivel particular) el decidir si creer o no en una religión, y que se garantice que todas las confesiones sean respetadas y que nadie pueda impedir a otra persona que profese la religión que desee.

Dicho esto, ¿qué me parece la visita del Papa? Pues personalmente yo no le espero ni voy a participar en ninguna actividad de la JMJ, pero ello no quita con que me parezca bien que dentro de la diversidad que quiero que haya en España tengamos un acto como el que está planeado que ocurra la semana que viene en Madrid. Tampoco me parecería mal que hubiera en el futuro algo parecido organizado por cualquier otra religión (y espero que nadie se pusiera en contra, y más los que están involucrados en la JMJ), aunque reitero que yo soy ateo y no participaría (de la misma manera que no lo voy a hacer con la visita del Jefe de Estado de El Vaticano a Madrid).

Lo que no me ha gustado oír en los últimos días es si conviene la visita del Papa desde el punto de vista económico. Por supuesto que pienso que todo lo que se va a gastar para organizar este evento estaría mejor destinarlo al Cuerno de África, pero en fin, también me parece que sería privar a una organización como es la Iglesia Católica el derecho a reunirse con sus fieles. Si tan democráticos y tolerantes somos, creo que no nos queda más remedio a los que no creemos en aceptarlo, porque si nos parecen bien otras concentraciones humanas (de diversas índoles), las religiosas también deben contar con su derecho. Por eso no me ha parecido bien el debate de si la visita del Papa va a dar beneficios económicos o todo lo contrario (y encima cada uno opina lo que le da la gana y uno no sabe quién tiene la razón). Creo que esto no debería centrarse en una cuestión económica, sino en una cuestión de derecho.

Ello no quita que el miércoles 17 vaya a asistir a la manifestación convocada por diferentes organizaciones que promueven el laicismo. Igual que pienso que la JMJ tiene derecho a realizarse, también pienso que para los que no va con nosotros la religión tenemos derecho a manifestar nuestra oposición. Mi participación tendrá que ver especialmente con la petición al Gobierno español de que establezca de una vez por todas la separación efectiva del Estado con la Iglesia Católica. A mi juicio, José Luis Rodríguez Zapatero ha actuado muy valientemente en muchas leyes aprobadas durante su mandato, pero desde luego ha cojeado bastante en las que con El Vaticano podría entrar en conflicto. Lamento que el PSOE no haya cerrado definitivamente este capítulo (no puede seguir la Iglesia Católica condicionando a nuestros gobernantes) y es el motivo que me lleva a promover la participación de mis lectores a la marcha convocada.

Me gustaría que aquellos que creais en una religión vierais que se hace muy necesario para el progreso de nuestro país que de una vez por todas el Estado siga su cauce sin estar acondicionado por la doctrina de Roma. Se ha avanzado mucho pero aún quedan muchas cosas por zanjar (el Concordato, los crucifijos en edificios públicos, la casilla del IRPF para destinar dinero a la Iglesia, las campañas de desprestigio contra Gobiernos legítimos…).

Reitero mi idea: la fe es una cuestión personal. El Estado somos todos, y por tanto, debe ser un ente independiente a cualquier religión y debe ser el garante de que los ciudadanos que habitan en nuestro país puedan ejercer su derecho a creer y practicar la confesión que vean conveniente.

Anuncios

8 responses to this post.

  1. Muy buen planteamiento. Viva la pluralidad y el respeto del prójimo. A parte de haber ya expresado mi posición desde mi blog, comparto plenamente tu exposición, que creo con los lógicos matices es como la piensa tanta gente.
    Fuera la religión del Estado. Estado laico y libertad de culto.

    Responder

    • ¡Hola Ernesto!

      Gracias por tu comentario. Me alegro que coincidamos en la reflexión. Me quedaron muchas cosas por añadir, como la de no permitir que cargos políticos participen en actos religiosos a menos que lo hagan a título particular (pero en ningún caso en representación de la ciudadanía) o la supresión de la enseñanza de la religión católica en las escuelas. La lista es muy larga para lograr una efectiva separación entre el Estado y la Iglesia. Veremos si en un futuro próximo lo conseguimos.

      Un fuerte abrazo 😉

      Responder

  2. Posted by Alfredo on 14/08/2011 at 1:06

    Traen hasta a la Legion Española a desfilar con su Cristo de la Buena Muerte.Espero que no traigan a la cabra.Pues asi vamos¿No tendran verguenza esta gente?Una antigua unidad militar colonial,la Coca-Cola y el Banco Santander patrocinando.Ya lo de el estado/iglesia es de verguenza pero mirar una institucion que es identica a lo que el tal Jesus criticaba en los Evangelios.Mercaderes del templo,fariseos.Pura hipocresia.
    Una Iglesia anmiga de la banca y de los poderosos y que participo plenamente en la burbuja inmoviliaria española y demas negocios sucios

    Responder

    • ¡Hola Alfredo!

      Anoche en Informe Semanal fue una de las preguntas que le hicieron a Rouco (sobre el patrocinio de empresas privadas), y lo que hizo fue quitarle importancia alegando que cualquier evento cultural, deportivo y social que se celebra en España también cuentan con financiación de empresas privadas.

      La Iglesia Católica es una institución totalmente anticuada a nuestro tiempo, pero para quienes tienes fe en esta confesión la doctrina de Roma es la que deben seguir, y eso ya entra dentro del derecho de cada uno a hacer lo que vea conveniente.

      Un fuerte abrazo y gracias por tu comentario.

      Responder

      • El artículo, excelente. Y excelente la disertación.
        Sobre la Iglesia y los universales poderes temporales que poco a poco se ha ido arrogando con el paso de los siglos, en desacuerdo palmario.
        Y qué decir de los manoseados argumentos a favor del papusmundi y su venida en carne humana, mortal, como todas, a la capital de España, escalofríos me entran.
        Del mister Rouco, que se calle si puede. No pierdo un segundo en escuchar sus bravatas.
        Soy lo que soy, porque me hicieron serlo y soy lo que soy porque decidí romper las religiones, todas.

        Responder

  3. Una puntualización, ¿eres ateo o agnóstico?

    Saludos.
    Álex

    Responder

    • ¡Buenos días Álex!

      Soy ateo. Estoy bautizado pero quiero apostatar, aunque aún no inicié la solicitud para que me borre la Iglesia Católica de sus listas.

      Un saludo.

      Responder

      • Perfecto. Yo me considero mejor agnóstico.

        En cuanto a la apostasía, hay un montón de páginas en internet que indican y aconsejan sobre cómo llevarla a cabo. Yo llevo tiempo dándole vueltas también… El caso es ponerse. Como con casi todo.

        Un saludo.

        Responder

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: