El primer Gobierno de Mariano Rajoy

El nuevo Presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, anunció tras jurar su cargo ante el Rey la composición de su primer Ejecutivo. Antes de pasar de hablar brevemente sobre ellos, quiero volver a incidir en la falta de respeto que este señor continúa mostrando a los periodistas al negarse a responder a preguntas. Sé que no es posible dejar sin cubrir una información de tal importancia, pero pienso que los medios de comunicación tienen que ser firmes en esta protesta puesto que en el sueldo de los políticos va incluido el dar explicaciones, y lamentablemente Rajoy es algo que ya le caracterizó durante toda su etapa en la oposición (incluida esta última campaña electoral) pero ahora, en mi opinión, debe dejar de lado su actitud y someterse a lo que los profesionales de la comunicación le quieran interrogar. Más que por los periodistas, por los propios ciudadanos a los que nos dirige y representa a partir de ahora por todo el mundo.

Dicho esto, el primer Gobierno de Mariano Rajoy es el siguiente:

  • Presidencia, Vicepresidencia y Portavocía: Soraya Sáenz de Santamaría.
  • Economía y Competitividad: Luis de Guindos.
  • Hacienda y Administraciones Públicas: Cristóbal Montoro.
  • Asuntos Exteriores y Cooperación: José Manuel García Margallo.
  • Interior: Jorge Fernández Díaz.
  • Defensa: Pedro Morenés.
  • Justicia: Alberto Ruiz-Gallardón.
  • Fomento: Ana Pastor.
  • Educación, Cultura y Deporte: José Ignacio Wert.
  • Empleo y Seguridad Social: Fátima Báñez García.
  • Industria, Energía y Turismo: José Manuel Soria López.
  • Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente: Miguel Arias Cañete.
  • Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad: Ana Mato.

Rajoy ha decidido afrontar la décima Legislatura con 13 ministerios y una vicepresidencia (es el Gobierno más reducido de la Democracia, que por mucha popularidad que dé esto no quiere decir que vaya a ser mejor), y estará formado por dos técnicos a la dirección de la política económica, con un equipo en el que no se respeta la paridad (solamente hay cuatro mujeres) y formarán parte del Gabinete tres personas que ya fueron ministros en los gobiernos de Aznar (Montoro, Arias Cañete y Pastor), además de el propio Mariano Rajoy.

La Economía se divide. El hombre fuerte es Luis de Guindos, uno de los independientes del Ejecutivo, en cuyo currículo aparece que este señor fue presidente de Lehman Brothers en España (cargo que ejerció hasta el año 2006). Os recuerdo que este banco de inversión cuando quebró fue uno de los desencadenantes de la crisis económica actual. Igual me paso si digo que seguramente algo tuvo que ver este señor en eso… pero en fin, parece de broma que la supuesta confianza en los mercados que decía Rajoy que se necesitaba la vaya a dar precisamente un directivo de esa entidad… ver para creer. De Montoro solamente decir que me sorprendió que no le dieran a él todo el peso de la economía.

En cuanto a Soraya Sáenz de Santamaría no me extraña nada que sea la número dos del Gobierno, puesto que ha sido una fiel defensora de Rajoy, con lo cual creo que ella no se merecía ningún otro puesto.

Del que no sé cómo hablar es de Pedro Morenés, ministro de Defensa y hasta hace unos días presidente de MBDA en España, multinacional dedicada a la fabricación de misiles. Políticamente no parece muy correcto, pero bueno, no es alguien que conozca, así que veremos qué hace.

Y el otro ministro a comentar es sin duda Alberto Ruiz-Gallardón, que deja el Ayuntamiento de Madrid para pasarse a Justicia. Por cierto, aprovecho la ocasión para dejar claro que Ana Botella sí fue elegida por el pueblo de Madrid. Para quien no lo sepa, los ciudadanos votan a concejales (no a alcaldes o alcaldesas), y cualquiera que obtenga la mayoría del Pleno municipal se puede convertir en el primer edil de un ayuntamiento. Así que la mujer de José María Aznar gozará de todo el derecho y legitimidad para ser la nueva alcaldesa de los madrileños. Y, como decía, con Gallardón me esperaba un puesto más fuerte para él, pero en cualquier caso seguro que estará la mar de contento con tal de estar en el Gobierno central.

A Ana Pastor me extraña que no la haya preferido para Sanidad, así que veremos qué papel juega Ana Mato en su nueva responsabilidad. Y Cañete, como era previsible, vuelve a ser el ministro encargado de la Agricultura.

Mañana se celebra el primer Consejo de Ministros aunque no será hasta el siguiente viernes cuando tomarán sus primeras decisiones importantes, entre otras la elaboración de los Presupuestos (y debe estar preparados para antes de que acabe marzo). Hay muchos ministros que desconozco cómo actuarán y es justo dejarles un tiempo a ver lo que hacen. Ya sabéis que no soy partidario que estén técnicos al mando de los ministerios y menos si ni siquiera están afiliados al partido que gobierna (me parece una falta de respeto para los militantes, porque entre ellos seguro que habrá gente muy válida). Pero en definitiva, y como no puede ser de otra manera, a Mariano Rajoy y a su Gobierno les dejaremos 100 días de cortesía.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: