Sí a Europa

Ayer conocíamos la decisión del parlamento noruego de conceder a la Unión Europa el Premio Nobel de la Paz por “sus más de seis décadas de contribución al avance de la paz y la reconciliación, la democracia y los Derechos Humanos en Europa”. Lejos de ser un motivo para alegrarse, creo que a la mayor parte de la gente le sentó la noticia a tomadura de pelo. Yo, sin embargo, no coincido con esa percepción, siendo consciente de que la Unión Europea no pasa por su mejor momento.

En nuestro continente se han producido muchísimas guerras, y lamentablemente no todas son muy lejanas. Las últimas no han cumplido ni siquiera cien años. Es por ello que creo que efectivamente la unión de los estados ha servido para poner fin al odio al diferente. Por fin los europeos nos podemos sentar en diferentes instituciones a hablar y a debatir sobre lo que pensamos de la vida. Por supuesto que hay cosas que criticar: ¿para qué sirve el Parlamento Europeo? ¿Qué fue de la Constitución Europea? ¿Por qué quienes pinchan y cortan el bacalao son los países más fuertes? ¿Por qué estos no tienen una visión europea y dejan de mirar solamente por sus intereses nacionales?

Yo me siento europeo. Creo en Europa. Es a mi entender el mejor modelo de los que actualmente existen en el mundo. No hay rincón donde más libertad y calidad de vida haya. Un simple ejemplo: aquí nadie es condenado a la pena capital. En Europa es posible expresarse, ponerse en huelga o recibir una pensión y una prestación por desempleo. En otros lugares del mundo eso no ocurre…

A pesar de los errores que se han realizado a lo largo de estos años (que han sido muchos, desde luego), no debemos desprestigiar lo que significa la UE. No podemos considerar a Europa como algo ajeno a nosotros (digo esto a tenor de que las elecciones europeas son siempre las que más abstención tienen en España), porque el progreso que ha experimentado España desde 1986 no hubiera sido posible sin la UE. Ahora que corre peligro mucho de lo conseguido, es momento de que los países miembros encuentren las fórmulas más adecuadas para frenar la competencia desleal de otros mercados que no compiten en igualdad de condiciones (sobre todo en lo que se refiere a derechos laborales).

Creo que la UE se merecía este premio porque ha sido, es y será un buen instrumento para la convivencia entre los diferentes pueblos de Europa 🙂

Anuncios

4 responses to this post.

  1. Yo creía que le iban a dar el Premio Nobel de Economía.

    Responder

    • Tampoco se lo pueden dar a la EEUU que por poco está en suspensión de pagos. A China y otras economías asiáticas no creo que se lo merezcan viendo cómo consiguen lucrarse (a costa de la mano barata y explotada)…

      Responder

  2. Posted by La Emigrante on 14/10/2012 at 11:09

    Esta es la UE a la que han dado el Nobel de la paz: http://www.eldiario.es/zonacritica/Premio-Nobel-llama-Paz_6_57454261.html
    Una lástima…

    Responder

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: